Iñárritu dice que el cine de superhéroes es de derechas

Iñárritu dice que el cine de superhéroes es de derechas

Que a Alejandro González Iñárritu no le gusta el cine de superhéroes está claro. Algo nos olimos en 2014, cuando lo calificó de “genocidio cultural” durante la promoción de su película Birdman.

“No soy capaz de responder ante esos personajes. Han sido veneno porque la audiencia está tan sobreexpuesta a la trama y las explosiones y esa mierda que no significa nada sobre la experiencia de ser humano”, fueron sus palabras exactas.

Y es que el cine del director mexicano no se caracteriza por ser efectista o centrarse sólo en el entretenimiento, como hemos podido comprobar a lo largo de su filmografía.

Pero claro, unas declaraciones así no sentaron bien a todo el mundo, y Robert Downey Jr., conocido entre otras cosas por su papel de Iron Man, le contestó un año después afirmando que respetaba muchísimo al director: “Para un hombre cuya lengua materna es el español, poder armar una frase como ‘genocidio cultural’ simplemente habla de lo brillante que es”, dijo. Un poco racista ya le quedó el comentario.  La superioridad del estadounidense como guía moral.

Iñárritu ha decidido desenterrar la polémica siete años después. El director ha presentado en el Festival de Venecia su nueva película, Bardo, un falso biopic en el que habla de su condición de director a través del actor Daniel Giménez Cacho y que se estrena en cines en noviembre y en Netflix en 16 de diciembre.

Durante una entrevista con IndieWire, el mexicano ha recordado las declaraciones de Robert Downey Junior: “Aquello fue como ‘ah, vosotros, los de la república bananera’. Si fuera de Dinamarca o Suecia sería visto como un filósofo, pero cuando eres mexicano y dices cosas, eres pretencioso“, ha afirmado, dolido por ese comentario tan poco apropiado.

Pero esta vez ha ido un poco más allá, tildando el cine de superhéroes como de derechas debido, en gran medida, por esa palabra en sí la de superhéroe: “¿Qué coño significa eso? Es un concepto falso y engañoso, el del superhéroe. La forma en la que aplican la violencia es totalmente de derechas, además. Si observas la mentalidad de la mayoría de estas películas todo va de gente rica, con poder, que hará el bien, que matará al malo. Filosóficamente no me gustan“, afirmaba.

La pelota queda en el tejado de Iron Man, aunque teniendo en cuenta que el actor ya ha colgado el traje de superhéroe, es probable que se deje de polémicas… ¿o no?

SARA FLAMENCO

Noticias Relacionadas