‘Interceptor’ o el (discutido) retorno de Elsa Pataky

‘Interceptor’ o el (discutido) retorno de Elsa Pataky

El pasado 3 de junio, Netflix recuperaba a Elsa Pataky tras cuatro años alejada del cine con su papel protagónico en la película Interceptor, donde la actriz española se tiene que encargar de salvar el mundo.

No son pocos los que comparan este filme con cualquier película de acción de los 80 como Arma Letal o La jungla de cristal e incluso comparan la actuación de Elsa Pataky con la de… ¡Steven Seagal!

Con estos pequeños detalles ya te habrás dado cuenta de que la cinta no cuenta con el favor de la crítica, lo que no le ha impedido convertirse en una de las películas más vistas de la plataforma de streaming desde el momento de su estreno.

¿Raro?

En absoluto, así somos los usuarios de Netflix.

Y, además, la crítica no siempre tiene la razón.

¿De qué va ‘Interceptor’?

La trama gira en torno a la amenaza que sufre Estados Unidos que está a punto de ser destruida con dieciséis misiles nucleares que han sido lanzados contra el país. El problema no debería ser demasiado grave, ya que cuenta con un escudo antimisiles controlado por una “remota estación interceptora”, pero esta base también ha sido atacada y la responsabilidad de protegerla recaerá sobre la capitana del ejército J.J. Collins, o lo que es lo mismo, Elsa Pataky.

Collins ha llegado a esta base tras haber sido injustamente apartada del trabajo de sus sueños en el Pentágono. Y no sabemos qué es lo que ha ocurrido pero cuando llega a la base le recibe una mujer diciéndole: “Todas las chicas estamos muy orgullosas de lo que has hecho… nos ha pasado a muchas de nosotras”. Aprovechando el tirón del Me Too como sea.

Cuando se produzca el ataque, el personaje de Pataky se enfrentará cara a cara al carismático y corrupto Alexander Kessel (Luke Bracey), un exagente de inteligencia del Ejército estadounidense dispuesto a llevar a cabo su plan a cualquier precio.

El cameo de Chris Hemsworth, un salvavidas para la película

Hacia la mitad de la película, Hemsworth aparece como trabajador de una tienda de electrónica en Los Ángeles. Pareciéndose a Thor en sus peores momentos, Chris lleva una larga cabellera y una gran y tupida barba y está intentando vender un televisor cuando es interrumpido por una transmisión del villano de la película.

Y todavía le da tiempo a aparecer un par de veces más, como una bombona de oxígeno entre tanta escena intensa de Elsa Pataky dando patadas a diestro y siniestro.

Y para finalizar su trabajo en Interceptor, hace una última aparición sorpresa de la que no vamos a hablar para que no te pierdas lo que es, sin duda, lo mejor de la película.

Noticias Relacionadas