La entrevista más surrealista de Celia Villalobos en Al Rojo Vivo que le hizo trending topic

Celia Villalobos ha sido entrevistada en la jornada de este viernes en Al Rojo vivo por Cristina Pardo, que comanda el programa mientras Antonio García Ferreras se encuentra de vacaciones o como diría la propia Cristina hace de Karanka del director de La Sexta. 

La periodista comenzó sus preguntas a la que fuera vicepresidenta del Congreso y con ellas se iba a iniciar una de las entrevistas menos comprensibles, más kafkianas y surrealistas -en ciertos puntos- que se recuerdan de la política andaluza.

Y eso que antes había pasado por el programa Carles Campuzano del Partido Demócrata de Cataluña, que también había dejado algún que otro momento para el recuerdo; pero lo de Villalobos fue otro nivel.

ADEMÁS: La carrera política de Celia Villalobos y sus momentazos

Una muy tensa entrevista

El primer rifirrafe entre la señora presentadora (así bautizó a Cristina Pardo Celia Villalobos) y la diputada del Partido Popular llegó acerca de las opciones de Mariano Rajoy de ser presidente del Gobierno. Pardo le preguntó sobre por qué sabía que lo iba a ser seguro. La ex ministra dijo que lo sabe y no dio más explicación. Acabó saliendo hasta la posibilidad de que contara con una bola de cristal.

La tensión fue subiendo y llegó a un muy alto nivel con el procesamiento del Partido Popular, por el borrado de los discos duros de los ordenadores de la sede del PP. Villalobos decía que no estaban procesados, Cristina Pardo defendía que sí, la diputada hablaba de que es lo normal y Cristina Pardo recordaba que la ex alcaldesa de Málaga habíadicho que la jueza tenía un primo de Izquierda Unida. Insinuando que eso le podía influir.

Villalobos dice que eso es mentira, que ella no ha dicho nada así. Cristina Pardo dice que ella no es quien está mintiendo y pide que sus compañeros pongan la entrevista que concedió a Espejo Público. Aquella en la que llamaba Hilaria a Hillary Clinton. 

Un final apoteósico

El rifirrafe va subiendo y se da paso al vídeo en cuestión. En el cual se observa que Villalobos sí dijo lo del primo. En una huída hacia adelante le dice que "eso es coger el rábano por las hojas". Sé que le tiene que buscar punta a todos los lápices pero en este caso no hay lápiz para sacarle punta". Cristina Pardo respondía y decía que no era ella, sino que eras las asociaciones de jueces quien se había quejado. 

La tensión seguía sin abandonar el plató. Cristina Pardo decía que prefería avanzar y le preguntó sobre aquello del Candy Crash. A lo cual la que fuera vicepresidenta quiso responder diciendo que a ella se le critica cuando otros juegan al Pokemon Go (poniendo el acento en la última sílaba de Pokemon).

ADEMÁS: Las mayores broncas de las tertulias políticas 

En todo momento se refería a Pardo como señora presentadora y ésta le recordó que se llamaba Cristina, que era absurdo que no se hablaran por su nombre.  Para eso también tuvo explicación y también extraña: "Perdona Cristina, es que yo no te veo, me hubiera gustado estar alli a tu lado. Veo una cámara y a un señor con barba detrás de ella". Una respuesta que hizo que las risas de los asistentes a la tertulia comenzaran a reírse. Y fue un colofón perfecto para una entrevista surrealista. 

Fotos: Atresmedia

Vídeo: Atresmedia

Ver resumen Ocultar resumen

Que Ramón García es historia de la televisión, nadie lo discute. 

Que el pasado siempre vuelve, tampoco. 

Y que era cuestión de tiempo que Ramontxu y la patata caliente volvieran a unir caminos, ni mucho menos. 

El presentador, sin necesidad del Delorean, viajó 25 años en el tiempo, para recuperar una de las pruebas más legendarias del Grand Prix del Verano, uno de los programas recordados con más cariño de Televisión Española. 

Ver resumen Ocultar resumen

Sonia Ferrer no se ha podido estrenar haciendo más ruido como colaboradora de Ya es mediodía

Uno de los temas que ha salido sobre la mesa cuando estaba en ella la presentadora, ha sido la figura de José Luis Moreno. Todo ha venido por unos audios que se han emitido en el matinal de Telecinco, en los que algunos amigos del empresario le acusaban de "mala persona", incluso de "estar mal de la cabeza". 

Ver resumen Ocultar resumen

Dani Mateo se ha metido en la piel de un coach charlatán de los que convierten mindundis en millonarios por un módico (o no) precio. Y las cosas como son, no lo hace nada mal. 

"Hoy os traigo un nuevo curso de coaching para ser un emprendedor 360º", anunciaba antes de comenzar. 

Básicamente, una compilación de lo que vienen haciendo varios medios relevantes desde hace años: romantizar la precariedad laboral, dando nombres absurdos a situaciones desfavorables para el trabajador. 

Páginas