Cuatro estrellas de Hollywood a los 43 años y a cada cual más diferente

A veces hallamos en Twitter comparaciones interesantes aunque la frase hecha las califique de odiosas. Lo de las edades da para comparar y, a veces, con muy mala uva. Siempre pretendemos una eterna juventud que tampoco tiene porque ser obligatoria. Envejecer no es delito, caramba.

Bueno.

Sea como fuere, el caso es que hallamos en la red social del pajarito azul un tuit llamativo y aquí lo compartimos porque nos ha gustado.

Vean cuatro estrellas de Hollywood a los 43 y lo divergente del aspecto de cada uno de ellos.

Se trata de Cary Grant, Tom Cruise, Gene Hackman y Jon Voight.

Claro que... ¿en serio tiene ahí Cary Grant 43 años? Un tuitero que pasaba ha dicho que no y en seguida se ha producido la corrección.

Bueno, pues ya estaría el cuarteto de modo correcto.

En el caso de Tom Cruise (que en la foto del tuit inicial protagoniza La guerra de los mundos) siempre ha tenido un toque adolescente y él hace por conservarlo a toda costa. En el caso de Gene Hackman siempre fue un señor mayor, hasta cuando era joven. Jon Voight resultó siempre un actor con aspecto aniñado pero rarete. Y Cary Gran es el gran Cary Grant, que ejerció de galán hasta la casi ancianidad y daba igual porque en aquellos días de Hollywoodl ultraheteropatriarcal los hombres podían ser galanes hasta nonagenarios.

Si les colocamos en orden de talento interpretativo sería difícil. Son cuatro intérpretes con un carisma desbordante. Sí, también Tom Cruise (cuando no hace el imbécil).

Claro que

Gracias Jaume Ripoll Vaquer (uno de los creadores de Filmin) por este entretenimiento.

Las edades de Hollywood.

Y otras edades.

Por cierto, hablando de Filmin, amainó ya la tormenta por la incorporación de la saga Torrente a la plataforma. No pasa nada, quien no quiera que no la vea.

Y si jugamos a comparar edades, aquí tienes una galería con celebrities de Holywood (¿quién tiene más años?).

De nada.

ADEMÁS: ¿Quiere Tom Cruise ser presidente o fue una broma?

Foto: Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

Contra todo pronóstico, el documental 'Lo que el pulpo me enseñó' se alzó con el premio al mejor documental en la pasada gala de los premios Oscar. Y decimos contra todo pronóstico, porque existían dos favoritas, pero ninguna era esta. La primera era 'El agente topo', un documental chileno que narra la historia de Chamy, un octogenario que se infiltra en una residencia para averiguar si los ancianos están recibiendo el trato adecuado.

Ver resumen Ocultar resumen

Ha sido una edición rara la de los Oscar 2021 y la retransmisión de la gala se saldó con un rotundo fracaso de audiencia. La gran industria quedó en hibernación (salvo excepciones) y la temporada cinematográfica ha sido una oportunidad para el streaming, el cine independiente y las apuestas arriesgadas. No ha habido una mala cosecha (para la que está cayendo). La crepuscular Nomadland, la empoderada Una joven prometedora, el hedonismo salvaje de Otra ronda, la militancia inteligente de Judas y el Mesias Negro.

Ver resumen Ocultar resumen

Ha sido una gala lentísima, con discursos eternos y un ritmo cansino como hacía tiempo no se daba. Lo de hacer una gala que pareciera una película, se ha conseguido, si la película era Roma, de Alfonso Cuarón. 

A pesar de todo, la 93ª gala de los Oscar ha dejado varios momentazos, una alfombra roja reducida pero tremenda y, sobre todo, un protagonista inesperado con una historia igual de inesperada y dura: la dedicatoria del Oscar de Thomas Vinterberg a su hija fallecida. 

Páginas