'Eating Our Way to Extinction': Kate Winslet y cómo devoramos el planeta

Eres lo que comes y también destruyes el planeta en función de cómo te alimentas. De eso va Eating Our Way to Extinction, un documental que lleva a la audiencia por todo el mundo, desde las profundidades de las selvas tropicales del Amazonas hasta las montañas taiwanesas, el desierto de Mongolia, el Dust Bowl de EEUU, los fiordos noruegos y las costas escocesas.

A través de testimonios impactantes de los pueblos indígenas más afectados el cambio climático, este documental aborda el problema más urgente de nuestra generación: el colapso ecológico.

Kate Winslet pone voz al relato de la catástrofe dando paso a testimonios de científicos que ponen la piel de gallina.

En principio, el documental irá a salas de cine y ya se ha procudido la premiere en Estados Unidos.

En este documental se presentarán los problemas más urgentes que debemos resolver: el calentamiento global, la dependencia al combustible fósil y la producción de animales para la industria alimentaria. También se habla del coste ambiental de los coches y otros medios de transporte, las sequías, la pérdida de la biodiversidad y todos los animales que se encuentran en peligro de extinción.

Poniendo de manifiesto la gran diversidad de nuestro planeta, pero destacando cómo estamos destruyendo nuestro propio ecosistema, da un mensaje de esperanza, puesto que la solución está en nuestras manos.

Lo que nos propone el documental es cuestionar nuestras propias elecciones en nuestro día a día, a la hora de elegir lo que vamos a comer. Porque si la producción de productos para nuestra propia alimentación tiene un coste muy importante para el planeta, cuidar nuestras decisiones puede revertir ese coste.

Kate Winslet no es el único rostro conocido que podemos ver en Eating Our Way to Extinction. Personajes como Richard Branson y Tony Robbins, prestan su voz a la búsqueda de la solución al cambio climático a través de nuestro propio menú.

Tú eliges lo que comes y cómo ayudas al planeta.

ADEMÁS: 'Lo que el pulpo me enseñó': el documental de Netflix que ganó el Oscar

Ver resumen Ocultar resumen

Arranca la Mostra de Venecia y el gran cine vuelve a la ciudad de los canales. También, claro, los posados junto al algua de la laguna, en el Lido, como es el caso de la imagen superior, con la actriz italiana Serena Rossi. Pero más allá de la celebración de la fama y el glamour, el Festival de Venecia incluye este 2021 en su selección una de las más potentes ofertas de los últimos años. El cine ha vuelto. Muera la pandemia.

Ver resumen Ocultar resumen

Ha rodado Alberto Rodríguez (director de La isla mínimaEl hombre de las mil caras) en la cárcel Modelo de Barcelona, vestigio aún en pie, ruina donde penaron durante más de cien años multitud de reclusos. Viaja en el tiempo esta película.

Ver resumen Ocultar resumen

En estos tiempos de odios desaforados resulta que Pepe Viyuela es objeto de ataques furibundos (en redes sociales, básicamente) porque, desde su libertad y sin aspaviento alguno, militó en Unidas Podemos y estuvo en la lista de Íñigo Errejón en un Vistalegre ya olvidado. Ese detalle minúsculo, para la jauría extremista, invalida su carrera como actor.

Aprovechamos que Pepe Viyuela estrena García y García, comedia en la que actúa junto a José Mota, para reivindicar a un cómico imprescindible.

Páginas