El Ministerio del Tiempo vuelve a 'pillar' a Timeless en otro 'renuncio creativo'

Obviamente, los creadores de Timeless (Sony y NBC) mantendrán que su serie tiene poco que ver con El Ministerio del Tiempo pero el propio tiempo y los capítulos emitidos, dejan claro que, como las meigas, haberlo haylo. 

Ya en el piloto del show norteamericano se pudieron ver similitudes entre personajes, relaciones, profesiones y demás. Pues bien, en el segundo capítulo, la sirena de la 'inspiración', situada en el despacho de Javier Olivares y compañía ha sonado con más fuerza todavía. 

ADEMÁS: Los cameos históricos más memorables de 'El Ministerio del Tiempo'

En esta segunda entrega, en la que sus tres protagonistas viajan a 1865, cuando Abraham Lincoln fue asesinado, se dio una coincidencia difícil de ignorar. Rufus, el programador del grupo, se topa con un soldado que le pregunta cómo se llama. Tras dudar un momento, el personaje le dice que se llama "Denzel... Denzel Washington". ¿Cómo? Eso me suena. 

Y es que, una de las primeras metabromas que hizo El Ministerio del Tiempo, y una de las más memorables, fue en la primera misión de Julián para el Ministerio. A principios del siglo XIX, le preguntaban a Julián cuál era su nombre y éste, en uno de esos momentos en los que te enamoras de un personaje, sonrió a cámara y soltó la perla: "Me llamo Curro Jiménez". Legendario. 

ADEMÁS: Todos los personajes de 'Westworld', la nueva joya de HBO

Curro Jiménez, para quien no lo recuerde o sea insultantemente joven, fue el personaje más recordado de su padre, Sancho Gracia, también actor. Un personaje que es leyenda de la televisión española y que durante años fue un referente catódico para todo el país. 

La pregunta es, ¿qué hizo El Ministerio del Tiempo al respecto? Sencillo. Tres simples letras y un emoji les bastaron para desenmascarar Timeless. Y no, no es un homenaje al grupo synth pop noruego de los 80 (otra referencia viejuna), sino un aviso de pillada en toda regla.

ADEMÁS: 'Órbita Laika' ataca con disimulo (o no tanto) a 'Cuarto Milenio'

Es más, si Sony admitiera que se han inspirado en la creación de Javier Olivares para crear la serie, incluso podría ayudarles a levantar un producto que en su segunda entrega ha perdido más de un millón de espectadores.

Sus 6,2 millones de audiencia y, sobre todo, su escaso 1,4 en demográficos, pone la serie en el punto de mira de la cancelación, en una cadena tan exigente como NBC. Y aquí no hay máquina del tiempo que lo aregle. Ellos verán. 

Fotos: NBC, RTVE y Twitter

Ver resumen Ocultar resumen

Estamos ya a mediados de septiembre y, como una lluvia fina, la gente habla de El reino, serie argentina de Netflix cuya altura artística, elenco y capacidad de penetrar en la nueva realidad política latinoamericana ofrece un sabrosísimo menú para degustadores de ficciones potentes. Y luego que, sin más, se trata de un thriller trepidante capaz de seducir a todo tipo de públicos. 

Ver resumen Ocultar resumen

Johnny Rotten es ahora John Lydon pero para este asunto que nos ocupa resulta más pertinente su nombre de guerra en Sex Pistols, donde compartió días de ira y rosas con el carismático Sid Vicious.

A Rotten, antiguo vocalista de la banda, no parece haberle sentado muy bien que hayan decidido llevar a la pequeña pantalla sus años locos en la industria de la música y ha hecho todo lo que estaba en su mano para pararlo.

Ver resumen Ocultar resumen

Las redes sociales, en general; y algunas personas, en particular, tienen un problema de comprensión

Por un lado, en las redes sociales puedes poner la mayor burrada del mundo, intentando hacer una broma, que siempre habrá alguien que se lo tomará en serio. 

Por otro lado, esta gente a la que esquivan las bromas, además de una nula capacidad de comprensión para la chanza, son de piel fina o aprovechan la broma para dárselas de listos

Páginas