Hollywood se posiciona contra la confesada violación a Maria Schneider en 'El Último Tango en París'

En la historia de Hollywood, pocas confesiones han causado tanto estupor como la realizada recientemente por Bernardo Bertolucci. En plena ola de sensibilización, ante los abusos sexuales, el director de El Último Tango en París, ha admitido que la polémica escena de la violación de Marlon Brando a Maria Schneider no fue consensuada. Como suena. 

La película, estrenada en 1972, contaba con los dos actores como protagonistas. Marlon Brando tenía 48 años, y Maria Schneider, 19. La escena en cuestión, muestra a Paul (Brando), violando a Jeanne (Schneider) con la ayuda de mantequilla. Todo muy gráfico. Obviamente, pasó a la historia del cine. 

ADEMÁS: 11 escenas de desnudo en las que te engañaron vilmente

Pues bien, Bertolucci, en una entrevista concedida hace tiempo, y recuperada ahora por Variety, ha dejado a Hollywood de piedra con su confesión. "No quería que María pareciera humillada y rabiosa, sino que sintiera. No que actuase. Quería la reacción de una chica de verdad, no la de una actriz". 

La coletilla final no tiene desperdicio: "Tras eso, me odió toda la vida". ¿Qué esperaba el director? Eso sí, en la entrevista deja claro que el sexo fue simulado. En fin. 

ADEMÁS: 10 actores que tuvieron malas experiencias en escenas subidas de tono

"Estaba desayunando con Marlon en el apartamento donde rodábamos. Había una baguette y mantequilla, nos miramos y, sin decir nada, sabíamos lo que queríamos. Me porté muy mal con María porque no le dije lo que pasaba", añade Bertolucci. Eso sí, a sus 76 años, asegura no arrepentirse de lo que hizo. 

los-dos-actores-protagonistas-estan-ya-fallecidos

La propia actriz, en varias ocasiones, había comentado lo de aquella escena y como se sintió "humillada y violada por ambos". No quedó ahí la cosa, la María Schneider, fallecida en 2011, recordaba como Marlon Brando, uno de los divos más orgullosos de Hollywood, "no me consoló ni me pidió disculpas". Lo peor de todo es que, a pesar de la gravedad de los hechos, no se le dio excesiva relevancia al hecho. 

ADEMÁS: Las escenas de seducción femenina más recordadas de la historia de Hollywood

Como era de esperar, Hollywood no ha tardado en posicionarse en favor de la actriz y muchos y muy influyentes actores y actrices han dado su opinión a través de las redes sociales. Chris Evans, Jessica Chastain o Evan Rachel Wood, quien recientemente había confesado ser violada en dos ocasiones, han mostrado su "asco" hacia la confesión. 

Es más, hay quien incluso pido cárcel para Bertolucci.






Fotos: United Artists

Ver resumen Ocultar resumen

Contra todo pronóstico, el documental 'Lo que el pulpo me enseñó' se alzó con el premio al mejor documental en la pasada gala de los premios Oscar. Y decimos contra todo pronóstico, porque existían dos favoritas, pero ninguna era esta. La primera era 'El agente topo', un documental chileno que narra la historia de Chamy, un octogenario que se infiltra en una residencia para averiguar si los ancianos están recibiendo el trato adecuado.

Ver resumen Ocultar resumen

Ha sido una edición rara la de los Oscar 2021 y la retransmisión de la gala se saldó con un rotundo fracaso de audiencia. La gran industria quedó en hibernación (salvo excepciones) y la temporada cinematográfica ha sido una oportunidad para el streaming, el cine independiente y las apuestas arriesgadas. No ha habido una mala cosecha (para la que está cayendo). La crepuscular Nomadland, la empoderada Una joven prometedora, el hedonismo salvaje de Otra ronda, la militancia inteligente de Judas y el Mesias Negro.

Ver resumen Ocultar resumen

Ha sido una gala lentísima, con discursos eternos y un ritmo cansino como hacía tiempo no se daba. Lo de hacer una gala que pareciera una película, se ha conseguido, si la película era Roma, de Alfonso Cuarón. 

A pesar de todo, la 93ª gala de los Oscar ha dejado varios momentazos, una alfombra roja reducida pero tremenda y, sobre todo, un protagonista inesperado con una historia igual de inesperada y dura: la dedicatoria del Oscar de Thomas Vinterberg a su hija fallecida. 

Páginas