La recomendación de Máximo Pradera (a propósito de Isabel Díaz Ayuso)

Decir que "los atascos a las tres de la mañana" de un sábado en Madrid hacían de la capital algo "especial" y que Madrid Central "elimina esa seña de identidad" de la ciudad, le ha salido algo caro a Isabel Díaz Ayuso. Al menos, en cuanto a críticas se refiere. La candidata del Partido Popular a la presidencia de la Comunidad de Madrid hacía estas declaraciones en un desayuno informativo organizado por Vanity Fair y muchos y muchas se han lanzado a las redes sociales a criticar sus palabras.

Cientos de tuits en contra de sus declaraciones entre los que destacaba uno: el de Máximo Pradera.

El periodista (y azote del Partido Popular en más de una ocasión, miren) destacaba lo dicho por Díaz Ayuso añadiendo, además, que lo suyo es un claro ejemplo de "psicotización de la política".

"Para analizar lo que está pasando", decía el periodista, "necesitamos psiquiatras, no politólogos".

No es la primera vez...

Una recomendación que, por cierto, no es la primera vez que hace Máximo Pradera. "El problema de Pablo Casado", decía el que fuera presentador de Lo + Plus (he aquí el pasado televisivo del joven Max) "es que, superados ciertos límites, politólogos y periodistas son ya inadecuados para evaluar su comportamiento".

"Hace años que vengo reivindicando la presencia en las tertulias de un psiquiatra"

¿Harán caso en las tertulias televisivas y contratarán a un especialista de este tipo para analizar la última hora de nuestros políticos?

Seguiremos informando.

ADEMÁS: El documento falso que difundió Díaz Ayuso

Fotos: Twitter y Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

Fue la chica yeyé de España y a sus 81 años seguía yendo de teatro en teatro, subiéndose al escenario. Entre otras cosas porque, según ha asegurado en más de una ocasión, su situación económica no es muy buena. Sea como sea, Concha Velasco dice adiós.

Ver resumen Ocultar resumen

"Esto es una Cruz, esto es una Raya, ésta es la emisora Cruz y Raya, que aunque debe, nunca calla". 

Corrían finales de los 80, cuando unos jovencísimos Juan Muñoz y José Mota comenzaban a darse a conocer en televisión. Lo hacían a modo de emisora de radio con esta sintonía como presentación. 

Más de 30 años después, con cada un por su lado, Juan Muñoz ha dejado claras tres cosas: su humor sigue en finales de los 80. Aunque debe nunca calla. Y sí, por momentos es una cruz". 

Ver resumen Ocultar resumen

Como si de una eléctrica se tratara, el programa Todo es mentira ha venido rescatando políticos de los infiernos desde casi sus orígenes abriéndoles sus puertas de par en par. Y tanto han girado sus puertas para que entren que se han debido romper, porque el chorreo de fichajes políticos para esta nueva temporada es de órdago

Páginas