Mamen Mendizábal, contundente contra VOX: "Es de una mente enrevesada y enferma"

El jefe de Vox en Andalucía, Francisco Serrano, se ha desmarcado con unas declaraciones algo desatinadas, por decirlo de forma suave. 

El político de ultraderecha ha señalado a los colegios andaluces de "adoctrinamiento y de promover relaciones homosexuales" entre los estudiantes más jóvenes. 

Estas polémicas declaraciones se sumaban a las que, horas antes, había hecho Rocío Monasterio, candidata a la Alcaldía de Madrid por Vox, dando un paso más allá que su compañero, al afirmar que en los centros educativos se habla de zoofilia a menos de ocho años y "se promueven nuevas prácticas sexuales". 

No obstante, Francisco Serrano matizaba sus palabras a través de Twitter, asegurando que se habían tergiversado. En su nueva versión, pedía libertad para los padres a la hora de educar a sus hijos. "Existe otra moral al margen de la que nos quiere imponer la izquierda". 

ADEMÁS: Mamen Mendizábal estalla contra Vox: "Qué vergüenza"

Ante tales declaraciones, Mamen Mendizábal no se ha callado y ha dicho lo que pensaba en directo, en 'Más Vale Tarde' (laSexta)

"Esto lo acaba de poner en las redes pero no tiene nada que ver con lo que ha dicho. Lo que ha dicho es de una mente enrevesada y enferma. Mete a las niñas pequeñas y acusa a las escuelas públicas de alentar unos comportamientos... es ridículo", ha zanjado la periodista. 

Fotos y vídeo: Atresmedia y 

Ver resumen Ocultar resumen

Han pasado más de tres años desde que Rosalía paralizara al mundo con El Mal Querer

Desde entonces, la cantante barcelonesa se ha convertido en una estrella global, se ha asentado en Los Ángeles pero no había sacado álbum nuevo

Ver resumen Ocultar resumen

El problema de base es que en un restaurante griego, situado en Colorado (Estados Unidos), alguien ha hecho guisantes con cosas y ha decidido llamarlo paella española.

No sólo eso, además lo ha compartido en redes sociales, en concreto en Facebook, que ahora pertenece a Meta, pero sigue oliendo a naftalina y de ahí ha llegado a Twitter.

Y claro, se ha liado.

Primero el tuiterismo fue en serio (¡hey, una paella es esto!) y luego llegó el desfase haciendo pasar croquetas por arroz valenciano y otros delirios.

Ver resumen Ocultar resumen

Hace ya casi un año que Donald Trump abandonó la Casa Blanca y, desde entonces, el mundo es un sitio mejor.

A pesar de los eternos cuatro años que el multimillonario estuvo como presidente de Estados Unidos, había algo por lo que sí merecía la pena verle a diario en televisión: Melania Trump. Existia (existe) algo en el carisma de esa mujer poderosa que salvaba (salva) su figura de la quema. Y una sospecha permanente de que su unión con Donald Trump no es del todo un mar en calma.

Páginas