Manizha, la inesperada representante rusa que aspira a todo en Eurovisión

Rusia ha designado a Manizha como su representante para el Festival de la canción de Eurovisión que este año se celebra en Rotterdam –Paises Bajos-. La cantante de 30 años nació en Tayikitán, Asia Central, zona de donde procede la mayoría de los trabajadores inmigrantes de Rusia, lo que ha suscitado un debate de dimensiones nacionales. No todos los rusos han visto con buenos ojos que una cantante de Asia Central, sea la cara elegida de su país en un evento de tan alto nivel.

La cantante creció en Rusia y se embarcó en una carrera musical que se inició en el pop y hip-hop, y que canta en inglés, ruso y tayiko, y a menudo mezcla los tres idiomas con la jerga callejera. Lo que define Manizha, y que la diferencia de otros artistas pop en Rusia, es que aborda abiertamente temas que siguen siendo tabú para la sociedad tayika o rusa en general: el rechazo al patriarcado, la apropiación de las identidades étnicas y nacionales, la aceptación de las personas LGBTQI+, y el reconocimiento del papel clave desempeñado por millones de inmigrantes centroasiáticos que siguen siendo en gran medida invisibles en Rusia.

La canción con la que la cantante Manizha representa a su país este año en Festival de canción de Eurovisión es “Russian Woman”, que la ha llevado a la cima de las listas musicales, y que cuenta con más de seis millones de visitas en YouTube. En la versión rusa de su canción, Manizha usa la versión étnica, dando así a entender que también encarna a las mujeres de etnia rusa, en claro contraste con el estereotipo de las mujeres rubias y de ojos azules que a Rusia le gusta presentar como la “típica rusa”.A mitad de la canción, cambia del ruso al inglés, y canta: “Toda mujer rusa necesita saber/ Que eres lo suficientemente fuerte como para rebotar contra la pared”.

Sobre el escenario de Rotterdam hemos visto a Manizha, con paso firme y decidido. Aparece en escena ataviada con un Saratan típico de las mujeres rusas, profusamente bordado y colorido. Mainzha sale del interior del vestido, y micrófono en mano comienza a rapear. Acompañada de cuatro coristas, que representan lo más diverso de la sociedad rusa, lanza frases de empoderamiento ante una pantalla llena de imágenes de mujeres, que como ella, quieren más representación en la sociedad.

ADEMÁS: El batacazo de Blas Cantó en Eurovisión

Manizha ya tiene mucho trabajo hecho. El escenario de Eurovisión es una plataforma a nivel mundial. Un espectáculo con más de 182 millones de espectadores a los que tiene un mensaje muy claro que lanzar. La nueva “Mujer Rusa”, está aquí, y ha venido para quedarse.

Blas Cantó

Por su parte, continúan los ensayos para Blas Cantó sobre el escenario del Rotterdam Ahoy, donde el próximo sábado 22 de Mayo se celebrará la final del Festival de la canción de Eurovisión, y todavía quedan cosas por pulir. España sigue apostando fuerte, y prefiere dejar los deberes para el final.

La propia Jefa de Delegación de España, ha reconocido a escasos días de la Final que aún quedan cosas por depurar. Quieren dar mayor importancia a los primeros planos del cantante, para de ésta manera enfatizar el mensaje de la canción y que llegue a toda Europa. “Una canción cantada completamente en español hace que el mensaje no llegue por igual a todos los espectadores”, ha declarado el propio intérprete, y “hay que buscar la forma de que sea así”.

Para ello han optado por una escenografía muy especial que ya pudimos ver en los primeros ensayos. Blas está muy contento con el resultado. Cuando le preguntan sobre la inmensa luna que llena todo el escenario contesta que para él es como si estuviera en el cielo. “Perdí a mi abuela el pasado diciembre a causa del Coronavirus. Lo que se ve sobre el escenario es una conversación entre mi abuela y yo. Me siento bien y es una forma muy especial de poder despedirme de ella

A pesar de los intentos del escenógrafo de trasladarnos al cielo Blas sigue en la tierra. Le ha faltado la emoción que vimos en el primer ensayo. No sabemos, si la fría acogida por parte de la prensa especializada, le ha pasado factura.

El vestuario que Blas Cantó llevará sobre el escenario del Ahoy es obra de Jaime Álvarez, de su marca Mans. El propio diseñador ha declarado que ha supuesto un gran reto para él vestir a Blas. Se trataba de hacer como una segunda piel para que se sintiera lo más cómodo posible sobre el escenario, respetando sus movimientos. La apuesta ha sido todo al negro.

ADEMÁS: ¿Quién es Adriana Meza? La Mexicana que ha ganado Miss Universo

Pero no nos olvidemos de que éste es un Festival muy especial en tiempos de coronavirus. Durante la primera semana han sido varias las Delegaciones que han tenido que pasar algún día confinadas en sus hoteles sin poder asistir a los ensayos. Como ha sido el caso de la cantante de Ucrania, de toda la Delegación de Polonia, y en los últimos días el caso de Malta e de Islandia. Esperemos que los días que restan hasta la Final no haya nuevos casos, y podamos disfrutar de todas la actuaciones en directo.

Nuestro representante ha declarado que en todo momento intenta mantener las distancias, y que tanto él, como sus coristas quieren mantenerse seguros. Blas pasa la mayor parte del tiempo descansando en el Hotel. Para él es muy importante descansar, disfruta mucho cuando puede parar y no hacer nada, ya que la mayoría del tiempo, en su día a día, tiene cada minuto de su tiempo ocupado.

La propuesta española no ha contado con el favor de gran parte de la prensa especializada, y las casas de apuestas han dado buena cuenta de ello. España está en la penúltima posición, sólo por delante de Georgia. España actuará en la primera mitad de la Final, algo que a priori tampoco le favorece. Un año más parece que España sigue en la Luna.

RAFA RUIZ

Fotos: Eurovisión

Ver resumen Ocultar resumen

A pesar de llevar 13 años tutelada por su padre, mucha gente ha sido consciente de la situación de Britney Spears durante los últimos meses. 

Desde 2008, año en el que la Princesa del Pop se rapó el pelo, atacó a los paparazzis con el paraguas y perdió la custodia de sus hijos, Jamie Spears, padre de la cantante, consiguió la tutela de su propia hija

Ver resumen Ocultar resumen

Que la televisión no tiene límites a la hora de proponer a toda persona humana que haga el ridículo es una regla de oro que se cumple inexorablemente. También es verdad que si hablamos de Pedrerol, cuyo programa El Chiringuito de Jugones es un espectáculo de histrionismo extremo, ¿qué puede sorprendernos?

A ver.

Mask Singer. Un espacio de entretenimiento comprado a Corea del Sur en el que la gente famosa se disfraza y canta y otra gente, famosa o menos, tiene que reconocerla tras la máscara.

Ver resumen Ocultar resumen

El día más duro en más de 3.000 prog

Páginas