10 supervillanos del cine que harán que tengas pesadillas esta noche

Conocemos los nombres de los actores. Jared Leto, Jack Nicholson o Danny DeVito, por ejemplo. Y conocemos algunos de los aspectos de sus personajes en la gran pantalla. Entonces, ¿cuál es el problema? Pues que son malos, malísimos, lo peor. Bueno, según desde el lado que se mire. Porque si lo hacemos desde el suyo, son lo mejor, sólo que quieren acabar con el mundo, o en el mejor de los casos, quedarse con él para que sea algo así como su propio cortijo.

Pero si lo hacemos desde el lago de los superhéroes que con ellos luchan, son lo peor. Unos personajes de los que hay que deshacerse rápidamente. Sin dejar huella. Finito, acabado por completo.

Aunque la verdad es que, aún siendo tan malvados, tienen un puntito que nos encanta. Estos son los más malos del cine.

1. Danny DeVito: Pingüino

Danny DeVito (Pingüino)

La de malos que han dado las películas de Batman. Porque un pingüino dejó de ser ese animalito tan mono cuando Dani DeVito le puso cara en la saga del superhéroe de capa negra. Aunque tampoco pudo con Batman, por cierto.

2. Genne Hackman: Lex Luthor

Genne Hackman (Lex Luthor)

El villano de Genne es todo un clásico. Malvado hasta decir basta para el pobre de Superman que, en sus primeras películas, tenía que vérselas con este tipo con aires ochenteros pero con toda la maldad de un villano propio de las pelis de las nuevas generaciones.

3. Jared Leto (Joker)

Jared Leto (Joker)

En el Escuadrón suicida, la nueva película de supervillanos de Hollywood, Jared Leto aparece con esta imagen. Tatuajes, dientes metálicos, pelo verde y cara de muy pocos amigos... ¿deseando ver el nuevo malo del líder de 30 Seconds to Mars, verdad?

4. Ian McKeller (Magneto)

Magneto en Los Vengadores

A los X Men les trae de cabeza y, a los fans de estos superhéroes, más todavía. Porque Ian es todo un gentleman del cine pero, cuando se pone en plan malvado, no hay quien le supere.

5. Heath Ledger: Joker

Heath Ledger (Joker)

Otro Joker del cine que caló hondo (quizá el que más, su Oscar póstumo así lo demuestra) fue el interpretado por Heath Ledger. Sus risas malvadas, su manera de hablar y su ojeriza hacia todo lo relacionado con Batman, le hacen tener un puesto más que destacado en este ranking.

6. Tom Hiddleston: Los Vengadores

Tom Hiddleston (Loki)

Loki es a Los Vengadores como la criptonita a Superman. Un hermano de Thor de los que uno no querría tener delante en la mesa en la cena de Nochebuena. Sin embargo, alguna debilidad sí que tiene... (y Chris Hemsworth lo conoce, menos mal).

7. Tom Hardy: Bane

Tom Hardy (Bane)

El señor Bane es malo no, lo siguiente. Y después de acabar con el alcalde de Gotham, el chico quiso más y más. Y Tom Hardy lo borda...

8. Willem Dafoe: Duende Verde

Willem Dafoe (Duende Verde)

El padre de tu mejor amigo puede convertirse en tu peor pesadilla. Y si no que se lo pregunten al pobre de Tobey Maguire, o lo que es lo mismo, Spiderman. Porque este señor fue capaz de (casi) acabar con el superhéroe de las telas de araña y todo con un monopatín volador que todos los niños han querido tener en algún momento de su vida.

9. Arnold y Uma: Freeze y Poison Ivy

Arnold Schwarzenegger y Uma Thurman (Freeze y Poison Ivy)

Dos malos al precio de uno. En Batman y Robin había dos superhéroes, ¿no? Pues también tenían que haber dos malvados. Arnold Schwarzenegger y Uma Thurman eran ellos, los que hacían todo lo posible por destruir a aquellos que querían acabar con sus planes y los que luchaban por hacerse con el control del mundo.

10. Jack Nicholson: Joker

Jack Nicholson (Joker)

Y más malos de Batman. Porque antes que Leto hubo un Joker que hizo temblar a toda una generación, interpretado por Jack Nicholson, y con una pinta de payaso (malvado) de los que no hacen reir a los niños.

Fotos: Instagram, Twitter y Facebook

Ver resumen Ocultar resumen

El capitalismo se regenera buscando nuevas formas de esclavitud y ahora llega, en Estados Unidos (y veremos si en otros países del orbe desarrollado) la experiencia de volver al nomadismo para sobrevivir. Hablamos de gente que reparte para empresas como Amazon o va de ciudad en ciudad a la busca de la chapuza que se presente para ganar unos dólares. 

Ver resumen Ocultar resumen

Escribo este artículo para nadie porque ¿quién demonios se acuerda de Éric Rohmer? Murió en 2010 y su cine (tan francés) es una celebración de la sentimentalidad y las horas dulcemente perdidas en interminables paseos sin propósito. Las películas de Rohmer siempre (o casi siempre) se desarrollan durante las vacaciones. Él decía que ahí, en ese tiempo libre ajeno a la tiranía laboral, es donde se halla la verdadera vida.

Ver resumen Ocultar resumen

Cuando hablamos de Mario Casas (A Coruña, 1986) ¿a quién nos referimos exactamente? ¿A un ídolo de adolescentes a punto de que caduque su esplendor juvenil? ¿O a un intérprete de los pies a la cabeza aclamado por crítica y público? Ambas cosas quizás, como bien saben sus seguidores y seguidoras desde los tiempos en que interpretara a un jovencísimo Ulises en la serie  El Barco o a Aitor en Los Hombres de Paco

Páginas