Cuatro ya tiene un nuevo Hermano mayor

En el mes de abril se conoció que Cuatro sufría una baja muy importante; y es que uno de sus buques insignias, de esos programas que están asociados a la imagen de la cadena sufría una baja importantísima. Pedro García Aguado decía adiós a Hermano mayor, después de que se hubiera hablado de un posible acuerdo para ampliar el contrato entre las partes. 

Todo se complicó en abril 

Con esta sensible baja, unida a alguna también notoria en Mediaset como fue la de Risto Mejide, se llegaba al verano y muchos apuntaban a que el programa que ayudaba a jóvenes con problemas (con algunos casos muy recordados) estaba herido ya de muerte. Pero ahora, según ha desvelado Periodista Digital hay hermano grande nuevo. 

Ya se sabe el nombre y también es un ex deportista de élite. En este caso no se trata de un waterpolista, pero si del boxeador Jerónimo García 'Jero', quien ya, junto a la cadena y la productora Plural Entertainment, está preparando la nueva temporada. De hecho, ya ha sido desvelado que se están comenzando a grabar nuevos capítulos, de este programa de ayuda a chavales con problemas. 

Pese a la marcha de Aguado, no han dudado en la cadena en continuar el proyecto sin él, pese a lo difícil que pudiera parecer en un primer momento. y han optado por la figura de alguien mucho menos conocido para tratar de ayudar a los chicos. 

Un boxeador será el nuevo Hermano mayor

Se cierra con esto las especulaciones acerca de si el programa iba a volver a Cuatro, o por el contrario la productora ofrecería a Pedro Aguado afrontar una octava temporada en otra cadena. Extremo que quedó del todo descartado cuando comenzaron a salir a la luz la razones de la ruptura entre las partes. 

Y es que el presentador, que desmintió que la razón fuera que pedía más dinero, se mostró muy molesto por lo dicho tanto por Mediaset como por la productora. Ya que él había decidido apartarse por una razón personal. Lo explicó en los micrófonos de Atrévete con Jaime Cantizano, al que desveló que su madre padece cáncer de pulmón; y ya en el último año le parecía que había pasado muy poco tiempo con ella. 

Así, que tras meditarlo mucho, y con el dolor de dejar un proyecto personal de siete años, tenía que dejarlo aparcado. Así fue como lo explicó el ex presentador de Hermano mayor: Yo no me voy de dando un salto, respingo. Hay unos hechos que me llevan a dejarlo. También tiene que ver con una situación contractual que está en el aire, y que no se procede a contratarme. En el momento en el que se procede a contratarme por parte de Mediaset, empieza a haber desavenencias. Todo esto sumado a que a mi madre el año pasado le diagnosticaron cáncer de pulmón, y por estar en ‘Hermano Mayor’ yo no puedo pasar tiempo con ella.

Después según Aguado todo se afeó, se publicaron cosas que a él le molestaron y optó por cerrar esta etapa. Ya es pasado en su vida y el programa tiene nuvo nombre que conducirlo. 

Ver resumen Ocultar resumen

La factura de la luz sigue su escalada demencial hasta cotas inimaginables y, obviamente, esa subida afecta más a unos hogares que a otros.

Para comprobar esta diferencia, Thais Villas ha vuelto a ir a un barrio rico y a otro obrero de Madrid, para preguntar por el asunto.

De media, la luz ha subido 130 euros en el recibo de cada hogar. La pregunta ha sido sencilla, ¿qué harían con esos 130 euros?

Ver resumen Ocultar resumen

Se retiró Sala Sálamo de Twitter pero no tanto. Sigue opinando, lo cual es saludable porque la actriz tiene una mirada libre y muy interesante sobre diversas cuestiones. Por ejemplo, esa llamada a través de redes sociales que algunos usuarios hacen a la gente famosa para que colabore en difundir mensajes positivios sobre salud mental.

Pero apunta Sara Sálamo a que resulta hipócrita defender de modo genérico la salud mental y luego participar en linchamientos contra famosos y famosas en Twitter.

Algo que ella conoce bien.

Ver resumen Ocultar resumen

Desolador panorama en Madrid y otros feudos populares de España con respecto a la vivienda y sus precios.

Tras el anuncio de la Ley de Vivienda, con la que el Gobierno Central pretende, entre otras cosas, controlar el precio de los alquileres, el alcalde de Madrid y la presidenta de la Comunidad de Madrid ya han avisado que no aplicarán tal ley y dejarán que los precios sigan disparados.

Lo realmente curioso, en el caso del edil, es que lo ha hecho con una soberbia y una sinceridad impropia de una decisión como la que ha tomado.

Páginas