De Cadena Perpetua a La Milla Verde: 11 películas con la cárcel como protagonista

Vis a Vis es una de las revelaciones del año. Y es que la cárcel siempre es un recurso habitual tanto en el cine como en la televisión. Son muchas las historias que han transcurridos tras los barrotes de un presidio.

Pero si hay una película que haya quedado para el recuerdo, en las últimas dos décadas, y que tuviera como eje central una cárcel  es sin duda Cadena Perpetua. Tim Robbins y Morgan Freeman bordaron el papel de dos tipos que forjan una amistad para siempre, estando entre rejas. Fue nominada a siete Oscar (sin ganar ninguno) pero el tiempo la colocó como un gran filme. En muchos listados de películas como Imdb aparece en primer lugar.

Robbins también tocó el mundo de la cárcel en su faceta de director. En Pena de muerte (Sean Penn y Susan Sarandon) narra la injustica de la pena capital y los sinsabores que genera.

Los sinsabores e injusticia de la prisión

Otra de esas películas que es habitual en toda lista de pelis que se precie es La Milla Verde. Un filme penitenciario con un halo de magia y bondad representada en el papel de John Coffey (Michael Clarke Duncan). Ese corredor de la muerte ya es casi un clásico cinematográfico. Y sí, el gigante bonachón que era Michael Clarke Duncan es uno de esos actores que nos dejó hace tiempo sin hacer mucho ruido

En cuanto, al lado patrio de los penales se ha asistido recientemente a una que está llamada a ocupar el primer puesto en cualquier lista que mencione a las españolas. Y es que Celda 211 además de ser un gran éxito de taquilla lo fue para la crítica. Luís Tosar ya siempre estará unido a Mala madre.

Quien también quedó unido a un preso fue Daniel Day Lewis en El nombre del Padre. Aunque lo que simboliza Gerry es mucho más que la vida de un preso común. Todo el drama del IRA y sus consecuencias en la división de Irlanda.

Las fugas siempre, protagonistas

Y de toda cárcel siempre quieren escapar sus presos. Justo lo que cuenta la ya mítica La Fuga de Alcatraz, que protagonizada por Clint Eastwood elevó a la categoría de símbolo a la penitenciaria de San Francisco.  Si de huidas se habla es imposible olvidar a La Gran Evasión con Steve McQueen al frente de un grupo de oficiales que pretende escapar de un campo de concentración nazi.

También de McQueen y con Dustin Hoffman como compañero de andanzas es Papillon, que basada en el libro homónimo de Henri Charrière, narra la fuga de dos hombres para huir de las penurias carcelarias de la Guyana francesa.

Si Alcatraz es símbolo de las fugas Huracán Carter lo es de la injustica en las condenas. De llevar a alguien a pasarse 20 años en prisión de forma injusta. Denzel Whasington dio vida al boxeador de los pesos medios y lucha por salir de prisión.

Otra de esas películas que sorprendió por lo que cuenta más allá de la prisión es Un profeta. El filme francés narra la vida de un preso árabe en las penitenciarías galas y su ascenso dentro de la mafia interna. Aplaudida por todos fue todo un éxito en su estreno.

En otras ocasiones la cárcel no es la única protagonista pero sí es imprescindible para contar la transformación del personaje Ese es el caso de American History X. En la cárcel  Derek (Edward Norton) comprende que su odio racial es un sinsentido

Fotos: Twitter, Imdb, Facebook, Instagram

Ver resumen Ocultar resumen

Ha sido noticia la bisexualidad de un nuevo Superman, enésima revisión por parte de DC del héroe que crearan Jerry Siegel y Joe Shuster en 1933. El universo superheroico lleva persiguiendo su modernización y adaptándose al signo de los tiempos desde los años 60 y en pleno siglo XXI ser un superhombre no conlleva necesariamente comulgar con la heterosexualidad.

Sea como sea, la gente ha reaccionado a la orientación sexual del nuevo Superman.

Y, naturalmente, han voceado desde la caverna quienes creen que "Superman no puede ser gay".

Ver resumen Ocultar resumen

Un sofá blanco y la presencia de Mercedes Milá es todo lo que necesita para triunfar Milá vs. Milá, el nuevo programa de entretenimiento de Movistar+. En este nuevo espacio de entrevistas, la presentadora vuelve a sus orígenes y charlará con diversos invitados con los que ya había hablado en algún momento de su carrera.

Ver resumen Ocultar resumen

Viendo la deriva que ha tomado Twitter en los últimos años, es lógico olvidar que hubo un tiempo en que la mayor parte de su contenido e interacciones eran sanas y divertidas.

De hecho, era la red social del buen rollo y los insultos, bulos y demás eran algo testimonial.

Hoy en día, es todo lo contrario. El contenido divertido es minoritario, lo que lleva a que sea más apreciado, cuando aparece.

Véase este reto de jugar con los nombres de pintores universales y adaptar su imagen.

Páginas