El Cámbiame Premium de un Fortu a lo Johnny Cash y Makoke

Era uno de los estrenos más esperados del nuevo curso televisivo. Un formato que le ha funcionado muy bien a Telecinco en el mediodía, y que, ahora, añadidéndole el apellido Premium; a Jorge Javier Vázquez (que tiene una infinidad de proyectos en Mediaset); y ampliando el equipo de colaboradores pretende hacerse con el prime time de los martes. 

Muy buenos datos de audiencia

Al menos en el estreno a Cámbiame Premium le salió bien la jugada. No en vano, firmó un formidable 20% de share. Si bien habrá que esperar a que el resto de cadenas saquen sus platos fuertes a relucir, en las próximas semanas, para ver si se consolida en el horario nocturno. 

En el primer programa los cambios afectaron desde a famosos como Makoke y Fortu (el líder de Obús) a todo un pueblo o a desconocidos que tuvieron la oportunidad de dar un giro de 180 grados a su aspecto y hasta un flashmob con petición de mano incluída. 

Centrándonos en los dos rostros más conocidos es imposible no destacar el vuelco a su imagen que dio Fortu. Se le había visto en Supervivientes desaliñado, con barba, su pelo largo de vieja estrella del rock se veía resentido. Y es obvio, que era hora de cambiar. 

El veterano rockero ya advirtió que desde la época que hizo la mili no se había cortado el pelo. Y eso se sabía, que iba a ser su primer cambio en el momento que se pusiera en manos de los estilistas. Y así fue. Fortu dijo adiós a la melena e hizo muy bien, porque el cambio le hizo parecer más joven y más adecuado para él. 

Pero no sólo le cortaron el pelo, sino que le dijeron adiós a su estilo rockero ochentero y dieron paso a un estilismo propio de Johnny Cash. Él quiso que el cambio se lo hiciera alguien joven como Natalia Ferviú. Aunque él tenía claro que: puedo cambiar de magen pero el espíritu de rockero eso no me lo va a cambiar nadie.

Makoke quería dejar de ser explosiva

El otro cambio del famoso fue algo menos impactante, si bien, hay que decir, que también le sentó muy bien. La intención de Makoke, conocida por ser pareja de Kiko Matamoros, era dejar de tener ese aspecto de rubia explosiva que siempre ha tenido desde joven. 

Ella, por su parte, prefirió ponerse en manos de Pelayo que lo primero que hizo fue que dijera adiós a la melena rubia. De deshizo de ese color y le puso un castaño que le hacía parecer más elegante. Además, le cambió los trajes explosivos, por uno de chaqueta negro y unos bonitos zapatos rojos. 

A Kiko Matamoros le encantó el cambio de look de la mujer con la que se va a casar. De hecho dijo que siempre le han vuelto locos las morenas. Y que si antes le encantaba Makoke de rubia, ahora de moreno mucho más. 

Fueron unos cambios que, vista la audiencia, gustaron; si bien, habrá que esperar a siguientes programas para ver los cambios de este Cámbiame Premium. 

Fotos: Mediaset

Vídeos: Mediaset

Ver resumen Ocultar resumen

Antes de nada. Aclaración: "tróspido" es un concepto de origen indefinido que en el programa de Cuatro ¿Quién quiere casarse con mi hijo? se popularizó al definir a un tipo de personajes fuera de norma y tendentes al esperpento o caricatura.

Y ahora comenzamos.

Ver resumen Ocultar resumen

Operación Triunfo es un fenómeno extraño. Hace 20 años arrasó con su estreno y el éxito le duró durante varias temporadas pero finalmente, el interés de la audiencia decayó. Hace cuatro años volvía a renacer de sus cenizas, pero la siguiente edición no tuvo el mismo tirón y volvieron a cancelarlo temporalmente.

Ver resumen Ocultar resumen

La relación de los Pantoja con Mediaset, en general, y de Kiko Rivera, en particular, es la más extraña desde que Michael Jackson comenzara a salir con Lisa Marie Preysler.

Desde hace más de una década, el clan de los Pantoja y sus satélites han sido habituales en la parrilla de Mediaset.

Es más, es complicado encontrar un sólo reality en el que no haya habido algún invitado del clan, incluyendo la matriarca, Isabel Pantoja, y Kiko Rivera, que ha pasado por unos cuantos.

Páginas