María José Galera, una historia (tragicómica) de la televisión

Ella fue la protagonista de uno de los momentos históricos de la televisión en España. Arrancaba el mes de mayo del año 2000 y el país entero debatía cada mañana acerca de si eso de "la vida en directo" que daba Telecinco era una inmoralidad, telebasura en estado químicamente puro, un experimento sociológico o el mayor espectáculo del mundo después de la invención del circo.

Nadie se perdía Gran Hermano en aquella primera edición y 8'5 millones de espectadores contemplaron la tragedia griega que supuso la expusión de María José Galera con todos aquellos gritos ("no lloréis, joder, que nos vamos a casar") y el más célebre exabrupto jamás escuchado a un concursante de telerrealidad: "¿Quién me pone la pierna encima para que no levante cabeza? ¡¡¡¿Quién?!!!!"

Autor: Jorge Berrocal, militar zaragozano que en cuatro días (vamos, en los diez días que tardó María José Galera en ser expulsada) se enamoró como un demente y elevó al nivel de parodia el tono del programa.

ADEMÁS: Cuatro momentos inolvidables (o así) de Gran Hermano

María José Galera tuvo el honor de ser la primera expulsada del primer Gran Hermano de la historia (española). Ella era una joven de pocos recursos que se lanzó a la aventura de un concurso novedoso y fue devorada por la vorágine de la peor telebasura: se aireó (lo hizo ella misma) que concursaba para sacarse un dinerito para su pobre hija aquejada de parálisis cerebral y después se desveló un presunto pasado como prostituta que dejó a España conmocionada.

Por poco tiempo, porque en seguida llegó la siguiente conmoción: en Gran Hermano 1 había otra ex prostituta entre los concursantes. Vaya puntería.

El caso es que María José Galera fue uno de los primeros personajes televisivos que se vieron expuestos sin piedad alguna al ojo público en toda su dimensión de miserias y grandezas. Lo suyo era para reir y para llora al mismo tiempo. Jorge Berrocal ponía el acento bufo con sus excesos y ella lloraba a moco tendido mientras Interviú exhibía sus trapos sucios.

La portada que desveló todo

Pero como la vida es así y hay que ganarse las habichuelas, María José Galera (pasado el disgusto de que se le recordarse que fue chica de alterne) posó ¡para Interviú! Más cornás da el hambre.

Galera al desnudo

El paso del tiempo ha hecho que, en general, se recuerde todo aquello entre risas pero María José Galera fue uno de los primeros guiñoles del teatro de la crueldad que tanto juego ha dado luego en Telecinco. Que fuera pobre, con una hija gravemente enferma y que se hubiera tenido que dedicar a la prostitución para subsistir no le granjeó la más mínima piedad ni del Súper ni de Mercedes Milá ni de una audiencia dispuesta a apurar hasta las heces el nuevo espectáculo que se le ofrecía ("la vida en directo", no lo olvidemos).

ADEMÁS: ¿Qué fue de los 16 ganadores de Gran Hermano?

¿Y qué pasó después con ella?

Pues luego pasó como les pasa a muchas estrellas instantáneas de la tele y a muchísimos de los primeros grandes hermanos: que la vida continuó y resulta que lo de vivir del show business no era tan fácil.

Y eso que María José Galera probó, incluso, la canción como vía de desarrollo artístico.

María José Galera cantó

Su estilo era como (a ver...) canción española a lo Rocío Jurado pero tirando a flamenquito pop de nuestros días. Más o menos. No tuvo mucho éxito.

Lo de Jorge Berrocal tampoco duró. El amor es así.

Y María José Galera siguió saliendo de Pascuas a Ramos en la tele, se apuntó a El Reencuentro (zzzzzzz) y ahora vuelve otra vez.

Su hija (aquella niña con parálisis cerebral) murió a los 17 años.

María José Galera fue una estrella de la tele.

Todo espectador de cierta edad la recuerda.

¿Protagonizará un comeback de altura?

Tal vez lo mejor hubiera sido quedar en un recuerdo tragicómico de aquel Gran Hermano que nos fascinó para luego convertirse en el bucle eterno que continúa y continúa y continúa y continuará hasta el fin de los días.

Fotos: Gtres

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Si en el programa anterior de Mujeres y Hombres y Viceversa, el bombazo de Anaís fue el protagonista, las consecuencias del mismo iban a ser las actrices principales de este miércoles. La traición de la pretendiente canaria se confirmaba y a Iván no le iba a quedar más remedio que tener que expulsarla.

Ver resumen Ocultar resumen

El talent show de Telecinco Levántate ha terminado y, como no podía ser de otra manera, lo ha hecho por todo lo alto. Con un espectacular show, unas actuaciones memorables y una cuota de pantalla del 25,9% (récord histórico). 

El que comenzó siendo un programa cazatalentos más, en el que cantaban padres y madres con sus hijos, ha terminado por meterse al público en el bolsillo con su ternura, garra y grandes actuaciones. Eso sí, fueron Johana y Vanesa quienes, al final, se llevaron el gato al agua y la victoria final. 

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Un bombazo ha dinamitado el trono de Iván. Si en programas anteriores se veía que el huracán Anaís iba a traer consecuencias, estas sospechas se han confirmado. Primero parecía que Laura podía abandonar Mujeres y Hombres y Viceversa, que la pretendiente no estaba dispuesta pujar con Anaís por el amor de Iván. Pero todo ha dado un vuelco tras las últimas revelaciones conocidas.

Páginas