Robert de Niro: un becario con mucha experiencia y sus 11 mejores papeles

Es uno de los actores más prolíficos de nuestra era, uno de los más grandes. En octubre estrenará nueva película. Hablamos de Robert de Niro y de El Becario. En El Becario, el actor, director y productor trabajará para Anne Hathaway en su empresa de moda online.

Y es que Robert de Niro interpreta en este film a Ben Whittaker, un viudo de 70 años que descubre que la jubilación no era como pensaba. Por ello, decide volver a trabajar y lo hará como becario senior. Gracias a su simpatía y su sabiduría se meterá a todos sus compañeros en el bolsillo. También establecerá una bonita amistad con su jefa, Jules. Dos oscarizados protagonistas (De Niro y Hathaway) para una comedia que promete.

Un tipo duro

Últimamente De Niro ha participado en alguna comedia pero el actor es conocido mundialmente por sus papeles de gángster y de personajes conflictivos y turbulentos. Aunque con cerca de 100 películas en su haber, el estadounidense es capaz de transformarse como un camaleón para hacer cine de terror, drama, comedia o cine negro.

Su primer trabajo en la gran pantalla fue Trois Chambres à Manhattan en el año 1965 pero no fue hasta 1974 cuando tuvo el papel de su vida, el que le hizo ganar su primer Óscar: el del joven Vito Corleone en El Padrino II. Un personaje que había interpretado en la primera parte de la saga Marlon Brando. Curiosamente De Niro y Marlon Brando son los dos únicos actores que han ganado un Óscar dando vida al mismo personaje.

En 1976 trabajó en Taxi Driver, otra película de culto ambientada en Nueva York, poco después de que finalizara la guerra de Vietnam. En ella De Niro hace de Travis Bickle un excombatiente un tanto inestable que se incorpora como taxista a la turbia vida nocturna de la ciudad. Como anécdota decir que el actor trabajó un mes como taxista para poder interpretar el papel. Un papel con el que estuvo nominado al Óscar como Mejor Actor.

En 1980 rodó Toro Salvaje y consiguió su segundo Óscar al Mejor Actor con un papel, el del boxeador Jake La Motta que es considerada como una de las diez mejores interpretaciones de la historia del cine. Para hacer este personaje De Niro tuvo que ganar casi 30 kilos y, de paso, llevarse para casa algunos golpes reales que se llevó al rodar algunas escenas.

Érase una Vez en América (de 1984), La Misión (de 1986), Los Intocables (1987), Uno de los Nuestros (1990). Otros cuatro míticos films de gángster en los que Robert de Niro dió el Do de pecho.

El Cabo del Miedo. 1991. En este film de terror interpreta a Max Cady, un delincuente que sale de la cárcel con sed de venganza para/con su abogado, al que considera responsable de su condena. Una película intensa y amenazadora.

Y nos vamos a Las Vegas con Casino de 1995. Un drama criminal con juego, drogas, apuestas deportivas y mafia en estado puro. Es el film que marca la octava y última colaboración entre el director Martin Scorsese y Robert de Niro.

Los Padres de Ella. 2000. Primera comedia para el actor que hace de un ex agente de la CIA que utiliza todo tipo de detectores de mentiras, juegos mentales y todo tipo de extrañas pruebas al novio de su querida hijita.

El Lado Bueno de las Cosas de 2012, con la que consiguió otra nominación a los Óscar como Mejor Actor de Reparto, y La Gran Estafa Americana de 2013, una película que obtuvo diez nominaciones a los Óscar; son dos de los últimos films en los que trabajó el actor antes de centrarse en El Becario.

Larga trayectoria y papeles de lo más variopintos para uno de los grandes del cine: Robert de Niro. ¡No hay nada que se le resista!

Fotos: redes sociales.

Ver resumen Ocultar resumen

Si algo tiene Ignatius Farray, es que su forma de expresar sentimientos es tremendamente honesta. 

Para bien y para mal. 

El cómico tinerfeño, lo mismo te hace una disertación sobre el alma, que te chupa en pezó que, como es el caso, te planta un meme con una lista de las batallas que ha lididado o sigue lidiando en su día a día

Ver resumen Ocultar resumen

Françoise Hardy, la cantautora, modelo y actriz francesa de 77 años, ha vuelto a la primera línea de la controversia como lo hizo en su juventud al luchar por el aborto o los anticonceptivos. Esta vez ha abogado abiertamente por la eutanasia al sentir que se encuentra en el final de su vida. Quiere el suicido asistido. Pide morir dignamente.

Ver resumen Ocultar resumen

Estamos ante una mujer peleona y de fuertes convicciones feministas y progresistas así que no es tan raro que Sara Sálamo se halle muy habitualmente en el centro de diversas controversias. Es actriz pero también ser humano libérrimo con opinión propia y, además, no tener miedo a expresarla.

Páginas