Secuencia completa del accidente de Albert Rivera y Jesús Calleja

Los políticos han decidido que de cara a las próximas elecciones generales hay que estar presente en todo momento en televisión. Esta semana fue Pedro Sánchez quien acudió a que Ana Blanco le entrevistara a modo de Tengo una pregunta para usted, antes había acudido a Rajoy a someterse al mismo test. 

Pero no fueron los únicos que han decidido que su campaña va a estar salpicada de momentos televisivos. No vale ya con hacer un mitin y que ese encuentro, con los fieles del partido, sea resumidos en los informativos. No, ahora hay que ser casi un showman y lo han demostrado Pablo Iglesias o Soraya Sánez de Santamaría. 

Los políticos, adictos a la tele

El líder de Podemos se arrancó a tocar la guitarra y a cantar con Pablo Motos. La vicepresidenta del Gobierno decidió que era capaz de bailar al ritmo de Bruno Mars. Los momentazos televisivos de los políticos son frecuentes y hay que acostumbrarse a ello. 

mini-calleja-albert-rivera-baja-aragon-accidente

Ninguno de los principales candidatos a la presidencia del Gobierno parece dispuesto a dejar de lado la opción de aumentar los votos si puede hacerlo  mediante su exposición televisiva. Y están dispuestos hasta sacar su lado más aventurero. Eso es lo que ha hecho Albert Rivera al acudir a Planeta Calleja.

El líder de Ciudadanos fue copiloto de Jesus Calleja en el Rally de Baja Aragón. En la prueba automovilística ambos han tenido un percance y no es que pincharan y se quedaran a poco de llegar a meta. No se marcaron un Carlos Sáinz, sino que hicieron un Massa. 

Y es que el presidente de la formación naranja y el aventurero leonés (que en su momento prefería las tijeras al piolet) iban a toda velocidad y en un momento del recorrido su coche se salió del recorrido marcado. Calleja perdió el control del volante por un momento y el automovil se salió de la trazada y dio varias vueltas de campana.

Para suerte de ambos, se quedó en un susto pero seguro que el miedo se les ha quedado a los dos en el cuerpo. Sobre todo a Rivera que iba para pasar un buen rato de aventura y casi tiene un accidente serio. Seguro que Rivera prefiere en el futuro algún formato menos complicado de visitar como El Hormiguero, para el cual ya ha sido anunciado aunque aún falta fijar el día. 

Tal vez el candidato de Ciudadanos prefiera en el futuro que Jesús Calleja le corte las puntas antes que volver a ponerse un mono y embarcarse en la aventura aragonesa. 

Soraya irá Planeta Calleja

Además, no es el único político que ha tenido algun momento tenso en el programa de Cuatro. Y es que la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, que en un principio iba a hacer el camino de Santiago se montó en globo con Jesús Calleja y se llevó otro de esos sustos importantes. Una imagen que también se verá a lo largo de la temporada.

 Ya en el pasado otros como Pedro Sánchez también pasaron por el programa y seguro que el futuro más irán también

Ver resumen Ocultar resumen

El juego del calamar ha supuesto una auténtica revolución en Netflix, y eso es decir mucho. La serie coreana va de camino de convertirse en la serie más vista en los primeros días tras su estreno y sus protagonistas ya son conocidos en todo el globo.

Pero si hay uno que ha destacado no es el protagonista sino HoYeon Jung, la mujer con pasado misterioso que nos cautivó con su mezcla de fuerza y ternura.

Ver resumen Ocultar resumen

Raquel del Rosario es, desde que se filtró la noticia, la heroína que el mundo necesita.

La cantante de El Sueño de Morfeo contó en Instagram que había salvado a su hijo de 5 años del ataque de un puma, reduciéndolo con sus propias manos.

Obviamente, los medios de toda España se han hecho eco de la noticia y le han dado a Raquel del Rosario el título de Madre del Año, de forma más que merecida.

Ver resumen Ocultar resumen

Dicen que las comparaciones son odiosas, y más en Twitter. Ahora, la que ha hecho Gabriel Rufián, puede llevarse la palma

El portavoz de ERC en el Congreso de los Diputados está atento a toda la actualidad de la Familia Real y sus satélites para poner de manifiesto algunas de sus reprochables actitudes.

Y, las cosas como son, se lo ponen muy fácil.

Páginas