Úrsula Corberó canta al desamor (tras su presunta ruptura con Velencoso)

Dicen que ha roto con Andrés Velencoso. Que lo suyo con el modelo del torso perfecto ya es cosa del pasado. Pero ella prefiere echarlo a suertes. Como hacían Marta y Marilia en el año 1996, cuando eran el dúo femenino de moda en España con su Ella Baila Sola y los gusanos hacían travesuras por sus barriguitas (totalmente planas, eso sí). Y es que Úrsula Corberó es una chica distinta, de las que responden de manera diferente y se toman con humor lo que dicen de ella.

Y lo hace así, junto a su amiga y colega de profesión Miriam Giovanelli, con la que ya tuvo un epic duelo de bikinis en verano, en un vídeo. A modo de dubsmash y con una canción de EBS. "Porque ya no me baila un gusano en la tripa", dice Úrsula en la canción. "Cuando suena el teléfono y escucho su voz", continúa ella como si fuera una de las integrantes del extinto grupo.

ursula-corbero-y-miriam-giovanelli,-amigas-y-conocidas

Mejor, 'Lo echamos a suertes'

Todo mientras hace uno de sus bailes y termina cayendo como si fuera el conejito del anuncio televisivo de pilas que se queda sin batería. Algo difícil de clasificar. Porque puede que la chica le mande un mensaje directo a su chico, a su ex o lo que sea ya en su vida Andrés Velencoso o, por otro lado, sea algo propio de una travesura de la actriz de Perdiendo el Norte (película que nos mostró la 'dura' vida del Erasmus fuera de España). 

ursula-corbero-posa-para-andres-velencoso

Y es que si Úrsula hubiera utilizado otra de las canciones de Ella Baila Sola como Cómo repartimos los amigos, todavía. En ese caso el asunto estaría bien claro: Velencoso por su lado y, Úrsula, por el suyo. Y a otra cosa mariposa que la vida no está como para aceptar que tu chico se haya ido (siempre según Cuore) con otra y, encima, le hayas pillado in fraganti mientras está cometiendo la supuesta infidelidad.

Ojo a las nominaciones de los Goya

De ser así, a la chica se le presenta un fin de año de lo más suculento. Y no hablamos de los cotillones, de las cenas de Nochebuena en casa de papá y mamá o los excesos con el Roscón de Reyes a la espera de un presente a los pies del árbol de Navidad. Lo que podría pasarle a Úrsula Corberó es que le cayese una nominación al Goya. Porque la posibilidad está ahí desde que los responsables de uno de sus últimos estrenos, Perdiendo el norte, presentaran su candidatura a optar a una nominación como Mejor Actriz Revelación.

ursula-corbero-en-perdiendo-el-norte

Algo que podría poner el broche de oro a un año lleno de proyectos. Alguno con un final no muy feliz (cancelaron la serie Anclados aunque las audiencias sí que les acompañaban) y, otros, de los que hacen que una quiera ser Úrsula Corberó, o por lo menos sus personajes de devora hombres, todo el tiempo sin parar.

La cosa estará difícil. La crítica apuesta por nombres como Yordanka Ariosa, Berta Vázquez o Belén Cuesta en esta categoría pero, quizá, los académicos se pasen al team Corberó en lo que a premios Goya se refieren.

Fotos y Vídeo: Instagram

Ver resumen Ocultar resumen

Iñaki López es estrella de la televisión y bilbaíno de pro. Y lo demuestra muchas veces desde su perfil de Twitter, exhibiendo detalles de su ciudad y relatando historias de lo que fue urbe industrial sumida en la polución y hoy brilla en los colores metálicos del Guggenheim.

Este fin de semana lanzaba un hilo realmente hermoso sobre cómo ha cambiado Bilbao.

Palabra de Iñaki López.

E imágenes que recuerdan lo que fue la ciudad y lo que es hoy.

Ver resumen Ocultar resumen

Poco a poco, tras muchos meses de pandemia, el mundo va volviendo a la normalidad

El público vuelve a los estadios, las terrazas incrementan su aforo y el espacio que tenían y mucha gente opta por no llevar mascarilla en exteriores. 

A estos hechos, ahora casi extraordinarios, hay que sumar muchos más, entre los que se incluyen las firmas de libros. 

Ver resumen Ocultar resumen

Queda tiempo para la gala de los Oscar, sobre todo ahora que, una vez más, se ha retrasado por la pandemia que parece no querer irse nunca. El 27 de marzo es la fecha elegida para que las grandes estrellas de Hollywood se paseen por la alfombra roja del Dolby Theatre de Los Ángeles... o no.

Páginas