Reporterismo de pasar miedo ¡en Usera!

Arrecia la pandemia y los programas de televisión buscan escenarios para reflejarlo y este lunes le tocó al barrio madrileño de Usera ejercer de chivo expiatorio de una situación que se descontrola por momentos. Bien está recordar a la gente que hay que cumplir las medidas de seguridad contra el coronavirus pero más discutible es (con cierto grado de clasismo) acusar a toda una barriada popular de incumplir sistemáticamente las normas sanitarias de prevención del virus.

Y eso hicieron, por ejemplo, en Ya es mediodía (Telecinco), que envió a una reportera a Usera y la reportera se mostró indignadísima (e incluso con miedo) por las cosas que había visto.

En el reportaje (bien es cierto) salían personas que incumplían flagrantemente la norma de llevar mascarilla y hasta hablaba un señor asegurando que no pasaba nada porque él se lavaba la boca con agua oxigenada. Sin embargo, de ahí a afirmar tajantemente que "nadie cumple las normas" en Usera y otros barrios del sur de Madrid hay una distancia excesiva.

En el reportaje no se mencionaban otras claves importantes para explicar que en barriadas populares la transmisión de coronavirus se haya disparado: pisos pequeños, densidad de población altísima, vacaciones inexistentes, uso diario del transporte público e incapacidad para el teletrabajo por el tipo de labor que se desempeña.

O sea, las razones sociales profundas que hay detrás de cada dato. No es que los pobres incumplan más las normas sino que los pobres enferman más porque están menos protegidos socialmente. Esa es nuestra tesis.

La de Ya es mediodía (y otros programas y espacioes informativos) es que la totalidad de los vecinoes de Usera, Vallecas o Villaverde son una pandilla de irresponsables. No como la gente de clase acomodada que acude en Marbella a un concierto de Taburete o a los toros en El Puerto de Santa María.

El veterano militante de izquierdas y activista vecinal Félix López Rey ha alzado la voz ante lo que percibe como un señalamiento a los barrios populares.

Así de claro lo ha dicho.

Y la explicación pertinente.

Tal vez la próxima vez podrían entrevistar en las teles a Félix López Rey, que lleva desde 1966 viviendo en Usera, peleando por dignifiar los barrios populares y entendiendo qué les pasa a sus vecinos y vecinas.

ADEMÁS: Programas de los 2000 que (tal vez) habías olvidado

 

Ver resumen Ocultar resumen

¿Por qué llevaba Pedro Piqueras 15 años esperando para salir del plató de Telecinco a presentar los Informativos? 

El volcán de la Isla de la Palma de Cumbre Vieja es la respuesta

Ni dos crisis económicas históricas, ni una pandemia, ni la Sálvame Fashion Week parecían ser lo suficientemente apocalípticas como para que el presentador saliera del plató de Telecinco

Ver resumen Ocultar resumen

Ante la fuerza desbocada de la naturaleza (y más si va a acompañada de ríos de lava y columnas de humo) se pueden producir diversas reacciones. La más habitual es salir corriendo no vaya a ser que el volcán haga como en Pompeya y nos deje convertidos en piezas de museo.

Pero también están quienes se lo toman con calma.

Y lo primero es llenar la barriga y luego ya veremos.

Al menos es lo que se desprende del audio incluído en un vídeo sobre los primeros momentos de la erupción en la isla de La Palma.

Ver resumen Ocultar resumen

Hay momentos en la vida en los que, por muy importante que seas, debes dejarlo todo de lado para atender cuestiones más importantes.

Eso es lo que le ha ocurrido a Helena Resano, presentadora de La Sexta Noticias, que ha dejado de lado el plató de televisión donde acude cada mediodía por cuidar a la persona que quiere.

Páginas