Sexo y cuarentena, según Ana Milán

Hay quien, tras 20 días de cuarentena, hasta le ha cambiado el carácter. 

Otros, como Ana Milán, se lo toman con humor y un punto de picardía. Y claro, cuando a Twitter le pones el picante, Twitter responde en masa. Sobre todo estando encerrados y en plena época de celo y berrea. 

La actriz ha compartido una propuesta sencilla pero divertida como pocas. "Frases que puedes decir durante el sexo y durante la cuarentena". 

Obviamente, ha empezado ella poniendo ejemplo: "No, en la calle no"

ADEMÁS: No perdamos la sonrisa: el hilo que te alegrará un día de cuarentena

A partir ahí, fantasía. Más de 650 respuestas, a cual mejor y un hilo imprescindible para comenzar el día de aislamiento con una sonrisa. 

Por cierto, se buscan nombres para los masivos nacimientos que habrá en diciembre de este añoCoronianls, pandemiers o coviders son algunas de las opciones. 

Fotos: Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

No es la primera persona que lo dice, ni será la última, pero Víctor Clavijo es de los famosos que se ha atrevido a verbalizarlo

Bueno, o a tuitearlo. 

El actor no ha tenido problemas en reconocer lo que hace cuando ve a determinados periodistas en televisión: zapea. Y no sólo lo ha admitido, sino que ha explicado el motivo. 

Ver resumen Ocultar resumen

Hay gente que sólo quiere ver el mundo arder y entre ellos está El Hematocrítico. 

Solo a un gran villano de cómic se le ocurriría soltar una bomba de racimo como la que ha tirado recientemente en Twitter. 

La pregunta era sencilla: "¿Cuál es el grupo que más os gustaba y ahora menos os gusta?". La respuesta, igual de sencilla. 

Ver resumen Ocultar resumen

Parece que el sueño de muchos viejunos (entre los que me incluyo) está a punto de hacerse realidad. El Grand Prix del Verano volverá en 2022 pero con un nuevo formato, que suprimirá uno de sus grandes iconos, la prueba de la vaquilla. Ramón García pactó recientemente con el streamer Ibai Llanos la vuelta del programa, aunque ambos adelantaron que sería “más moderno”.

Páginas