10 películas con las que es imposible no echar una lagrimita

10 películas con las que es imposible no echar una lagrimita

Porque a veces llorar es liberador, nos hemos propuesto hacer un repaso por algunas de las películas con las que es imposible no soltar alguna que otra lagrimilla

Irremediable es no colocar a El Diario de Noa (2004)la película romántica por antonomasia, en el número uno de nuestro ranking.

¿El por qué de su éxito pese al paso de los años? La atemporalidad de su historia, capaz de superar los límites que establece la sociedad y de enseñarnos que cuando dos almas están predestinadas a estar juntas, al final acaban por hacerlo. Qué bonito, ¿no?

ADEMÁS: 10 películas que (de tan malas) son muy buenas

Por si fueran pocos los alicientes para lanzarse a volver a verla (estamos seguros de que no queda nadie en el mundo mundial que no haya disfrutado ya de ella), hay que recordar que el protagonista es el guapo Ryan Gosling

ADEMÁS: Estas son las 25 películas mejor dirigidas del cine

Historias de amor para todos los gustos

'Quédate a mi lado'

Pero también nos hacen llorar otras historias de amor menos típicas, como la de una madre enferma que busca la felicidad de sus seres queridos en una vida en la que ella no va a estar presente. Eso es lo que ocurre en Quédate a mi lado (1998), la película en la que el personaje al que interpreta Susan Sarandon se despide de sus hijos, dejando todo organizado antes de morir. 

ADEMÁS: 10 películas de domingo (para toda la familia) que te robarán el corazón

Ghost (1990), Largo domingo de noviazgo (2004), Un paseo para recordar (2002), My Blueberry Nights (2007), Pearl Harbor (2001) o Titanic (1997) son otras de nuestras diez propuestas para tirarse el día llorando (que no tiene por qué ser algo malo). Pasen, vean y lloren mucho. 

Fotos: fotogramas de las películas.