Late Motiv explica las negociaciones de Pedro Sánchez con Dirty Dancing

En Late Motiv han decidido hacer un seguimiento exhaustivo sobre las negociaciones de cara a la formación de Gobierno. Hace unos días, cuando por primera vez Mariano Rajoy había desistido la petición del Rey Felipe VI de formar un Ejecutivo, nos mostraron los líos de la clase política española. 

Sí, una actualidad que era fielmente reproducible como si fuera una vecindad no muy bien avenida. ¿Y qué vecinos televisivos no es que se llevaran a las mil maravillas? Exacto, desde el late night de Andreu Buenafuente reprodujeron a los políticos españoles como si fueran los vecinos de Desengaño 21,en Aquí no hay quien viva. El resultado fue desternillante.

Pedro Sánchez quiere seducir en la política

Después de ese vídeo, hemos sabido que Mariano Rajoy volvía a negarse a formar Gobierno, y el Rey cedía el turno al Secretario General del PSOE, que es el líder de la segunda fuerza más votada. 

Así que Pedro Sánchez ha tomado el testigo y ha pasado a la acción para ser él quien forme Gobierno. Es el turno del diálogo, de los pactos, de la seducción política. Algo que nos ha mostrado en la ficción Borgen (una de esas series europeas que has de ver sí o sí) y que ahora tendrán que poner en práctica.

Y claro, es algo que puede dar lugar a muchas bromas y chascarrillos. Algo que desde United Unknown -ellos son los hacedores y perpetradores de todos estos montajes de Late Motiv- han vuelto a hacer. Esta vez, el protagonismo no es para todos, sino para Pedro Sánchez que pasa a ser Patrick Swayze en Dirty Dancing (tal vez se postule para el puesto ahora que vuelve la mítica película convertida en serie de televisión).

Baby Rivera o Baby Iglesias

Y si hay un Patrick Swayze convertido en profesor de baile y seductor a tiempo completo debe haber también una Baby. ¿Y quién de la clase política española podía ser la tierna chica que interpretó Jennifer Grey? 

Pues como nuestro Pedro Swyaze quiere seducir y pactar tanto con la izquierda como con la derecha, los elegidos son dos: Albert Rivera y Pablo Iglesias. Primero es el líder de Podemos quien comienza el baile final de la película con Sánchez; y después es un hipersonriente Rivera quien entrega su cuerpo al ritmo de The Time of my life.

En una mesa de fondo, están los padres de la chica, primero temerosos y después orgullosos. Y su hermana, aquí Alberto Garzón. El padre, Bertín Osborne asiste poco confiado, mientras que la madre -Mariano Rajoy- no tiene otra opción que caer rendida a lo que ve, y recordar que Baby Rivera-Iglesias lo ha debido de herederar de ellla. Y bailan al ritmo de Dirty Pacting. Larga vida a los vídeos de Late Motiv. 

Fotos/ Vídeo: Late Motiv

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

La serie de suspense Sin Identidad está pegando fuerte en la pequeña pantalla. De la mano de Antena 3 y con grandes dosis de drama y suspense la serie mantiene a la audiencia en vilo. De hecho, el primer capítulo, titulado Mitad y Mitad, lo vieron cerca de 5 millones de personas, con una cuota de pantalla cercana al 26%.

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Era un día marcado en rojo en cuanto a los regresos; y es que los seguidores de Sin Identidad estaban de enhorabuena por la vuelta de María (Megan Montaner) y toda la cantidad de problemas y traumas que ha tenido que superar. Y regresa Sin Identidad para cerrar la trama que abrió en la primera temporada con una segunda que será el colofón. Toda la pléyade de intérpretes ha vuelto a estar presentes: Lydia Bosch, Tito Valverde, Eloy Azorín, Verónica Sánchez o Jordi Rebellón.

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Es una de las series del momento y, sus personajes, se han convertido en esos familiares que, ni tú ni yo, quisiéramos nunca tener en nuestra mesa en la comida del día de Navidad. Hablamos de Sin Identidad, la serie protagonizada por Megan Montaner, Verónica Sánchez, Lydia Bosch o Miguel Ángel Muñoz, que vuelve este miércoles 8 de abril con los nuevos capítulos de su esperada segunda temporada.

Páginas