Visto en TVE: Si vas a limpiar la cámara, no lo hagas en directo

Te mandan a esperar la salida de la cárcel de Iñaki Urdangarín. 

Así que coges tu cámara, tu petate y te vas a la cárcel de Brieva (Ávila), a esperar que el delincuente haga su primera jornada de voluntariado en Hogar Don Orione en Pozuelo de Alarcón en Madrid

Tras más de dos horas de espera, por la puerta no ha salido un alma, pero llega la hora del directo y van a conectar contigo, como te confirman por línea interna. 

ADEMÁS: Ferreras conecta con un reportero y le pilla comiendo

Te preparas

Compruebas sonido, imagen, micro... Todo está perfecto. Tan sólo falta que Iñaki Urdangarín salga justo en el momento que se haga la conexión. Pero eso no va a pasar. Al contrario, va a pasar lo que nunca debería: el cámara va a ser el protagonista. 

ADEMÁS: Así trolean los espectadores a Peblo Motos en directo

Xabier Fortes, presentador de 'Los desayunos de TV', conecta con la cárcel de Brieva y la imagen de la puerta de la prisión es nítida. O quizás no. A lo mejor alguien debería limpiar la cámara. Dicho y hecho

El cámara se mete en plena conexión, echa vaho en el objetivo y lo limpia. Cortan rápido y vuelven a plató donde Xabier Fortes se lo toma con humor y con cintura. 

Además, todos sabemos que podría haber sido mucho peor... 

Fotos y vídeo: RTVE

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Las madres por definición y naturaleza tienden a querer controlar a sus hijos, a saber qué les ocurre a sus pequeños, a protegerlos y a evitar que aquellos que pretenden causarle un daño lo acaben logrando. Y en televisión, en la ficción no iba a ser menos.

Por ello, queremos recordar, ahora que el día de la madre se aproxima, a aquellas madres más posesivas y controladoras de la ficción actual y pasada.

Ver resumen Ocultar resumen

La nueva serie de sobremesa de TVE, Acacias 38, ha traído consigo, además de una excusa para no dormir siesta, el descubrimiento del que podría convertirse en el nuevo guapo de la tele. Su nombre es Roger Berruezo y es un hombre muy polifacético. Lo mismo canta, que baila, desfila o actúa.

Ver resumen Ocultar resumen

Antes de enamorar a todo el mundo con su mirada verde que recuerda a sus orígenes árabes, antes de entregarse al amor con Morey huyendo de lo dictado por su familia y religión, y antes de acabar odiándole como Fátima Ben Barek, Hiba Abouk fue otras muchas más cosas.

Páginas